Los entornos empresariales, a día de hoy, son altamente competitivos. La inversión en I+D es un elemento clave para diferenciarse de la competencia y explotar al máximo el talento de la empresa. La Robotización de la empresa libera potencial humano para